Mater Admirabilis (Madre Admirable)

Fue pintada en 1844 por Paulina Perdrau, postulante entonces de las religiosas del Sagrado Corazón. La Iglesia celebra su fiesta el 20 de Octubre, día de fiesta para las religiosas del Sagrado Corazón, sus compañeros y amigos.

En medio de nuestras vidas saturadas, dejémonos tocar por este fresco de Mater y pidamos a María que nos introduzca en su vida interior de donde brota todo amor verdadero.

Esta actitud de contemplación va penetrando todo nuestro ser y nos ayuda a vivir en unión constante con Jesucristo en nuestras relaciones, trabajos y actividades apostólicas. De ella brota una fuerza de conversión y de transformación para la misión. Como María acogió la Palabra de Dios y la dió al mundo, así nosotras recibimos la vida de Jesús y nos entregamos con El para que todos tengan vida. (Constituciones de las Religiosas del Sagrado Corazón de Jesús RSCJ n° 22)